jueves, 30 de diciembre de 2010

Volvemos a la ley seca

Esta imagen dejará de ser frecuente en nuestros bares, restaurantes, y locales de copas en general.

Tal y como cuentan en Wikipedia, en el enlace superior, tiene mucho que ver -o al menos se parece- a la dichosa ley seca que hubo en Estados Unidos durante un tiempo: "la prohibición"

El ser humano tiene una calidad que se conjuga con lo clandestino, y se aplica normalmente ante lo que a uno le prohiben, o representa algún peligro tácito. Por eso los deportes de alto riesgo (puenting, vuelo libre, parapente, etc., etc.) y también el ocultarse para cometer ciertos actos, digamos, no muy bien vistos.
Lo que me hace pensar, y si me apuran hasta temer, que a partir de las prohibiciones retrocedamos en lugar de avanzar.
Creo en mi humilde entender, que a la civilización se llega abriendo fronteras. Y digo fronteras y no cayucos, conste, además de referirme a todas las fronteras: idiomáticas, étnicas, culturales, etc. Abrir, es lo contrario de cerrar, como prohibir, es lo contrario de normalizar.
Normas, si; prohibiciones, no. No confundamos el tocino con la velocidad.

Bueno, el caso es que una vez más tenemos que "aplaudir" a los progresistas estos de pacotilla (por no decir de mierda, que me parece muy descalificativo) Resulta que ya sacaron una ley al respecto; hicieron que los negocios de hostelería mayores de cien metros cuadrados, tuvieran que contemplar una inversión para poner zonas "fumador-no fumador". A los locales menores de cien metros, les dejaron elección, para que decidieran según su clientela: "se puede fumar" "no se puede fumar". Y ahora, no contentos con eso...sin saber por que motivo ni razón, cambian todo.
Tendrían que correr con los gastos que generaron en su dia, joooooderrrrr. Ni aún así, podrían demostrar otra cosa de lo que son: estúpidos, inválidos, catetoprogresistas, plantaestacas, descerebrados, copiapollasdeitaliayvariosmás, soplagaitas, despersonalizados, papafritas, impresentables, y un largo eccétera de epítetos, que llevaría diez bolgs, y veinte mil entradas.

miércoles, 22 de diciembre de 2010

El lapsus de Mariló Montero

Era la mañana de la 1, del dia 21/12/2010. El magazine se conducía como a diario, imagino que con la profesionalidad que debe caracterizar a quienes lo dirigen, presentan, enfocan y realizan.
¿La entrevista? A los Cantores de Híspalis ni más ni menos.
Pues bien; me congratulo de conocer personalmente a todos y cada uno de los miembros que fundaron este fantástico grupo, subidas y bajadas desde sus inicios; algunos avatares de sus historias personales, sustituciones, enfermedades y fallecimientos incluidos. Caso de Falín, que nos dejó hace dos años por un desgraciado cáncer de colon.

La entrevista transcurría con mi particular y muy especial atención, por derroteros completamente tópicos y típicos, donde se hace un esbozo de la historia del grupo, que ahora celebra su 35 aniversario. ¡Pero! cual no fue mi sorpresa, cuando de repente, a la encantadora Mariló, se le ocurre preguntar: ¿Y Falín, como está?
Solo unos segundos antes, uno de los hermanos que hace ya 22 años sustituyeron a Pepe "el canijo" y Falín, concretamente Carlos, señalaba que se había recuperado la voz de Falín para este último trabajo, en honor a su memoria. Quien con un montón de clase y sin inmutarse, cuando oyó la pregunta se apresuró a decir: Falín ha muerto. A lo que Juani, con sus habituales reflejos apostrofó: Ýa hace dos años...

Os anticipo que hablar de Cantores en Sevilla, es como hablar de la Semana Santa o de la Feria de Abril. No hay ser viviente por estos contornos que no les conozca, incluso haya bailado o tarareado, cuando no cantado, alguna de sus famosísimas sevillanas. Para más detalles, el dvd que recoplila éstos 35 años en el candelero musical, de un grupo que incluso grabó con la Filarmónica de Londres, entre otras andanzas de famosísimos estudios, lleva un prólogo de su ilustre esposo Carlos Herrera.
Ya sabeis, el de Herrera en la Onda. Matrimonio que por estas tierras son queridos y respetados, y por supuesto me incluyo en esa admiración.
La cuestión es: Donde estabas Mariló, cuando murió Falín. Porque aunque hubieras pasado fuera del pais algún tiempo, cosa que ignoro ¿como se prepara una entrevista, obviando ciertos detalles de descomunal relevancia?
Siento no ofreceros el vídeo de la entrevista, pero lo he buscado por cielo y tierra y no consigo encontrarlo.
En fin, un lapsus de Mariló....¡pero vaya lapsus!
Curioso, no?
Estoy seguro, y afirmo contundente, que Cantores de Híspalis, merecen muchísima más atención cuando se les entrevista.

lunes, 20 de diciembre de 2010

El jamón.... ¡que sea de pata negra!

Solo dos cosas pueden hacer que alguien no sepa de qué va esto que ven en la imagen: El desconocimiento, y el desconocimiento.
Es un jamón, señoras y señores, jóvenes y jóvenas, niñas y niños. Es un producto del cerdo ibérico, animal autóctono de España, que, mediante un tratamiento y curación adecuado, termina deleitando el paladar de propios y extraños.
¡Que me denuncien, pero me cago en la leche... me he apretao unos cuantos en mi vida!
Eso, no me lo quita ni la mejor lejía del mundo.
Por cierto ¿han probado ustedes el cuscús? Pues también habría que denunciar, no, casi encarcelar, a quien sepa prepararlo como es debido, porque está riquísimo.

De modo que, ahí queda el mensaje.
No creo que haya que darle más vueltas, aunque estoy seguro, segurísimo, que algún político habrá que se arrogue el derecho a defender lo indefendible....pero, claro, ahora que caigo, la mitad están muertecitos de hambre, o recíen empiezan a comer ahora, que es distinto.